Saltar al contenido
líneas en fotografía

Aprende a usar las líneas en fotografía

Las líneas en fotografía son más que simples trazos en una imagen, son un elemento compositivo súper potente, que debemos saber aprovechar para conseguir hacer mejores fotos. En la entrada de hoy, te voy explicar qué tipos de líneas existen y para qué puedes utilizarlas. 

Por qué es tan importante la composición con líneas en fotografía

Según el tipo de línea que utilicemos en nuestra composición podremos  transmitir diferentes sensaciones al espectador, y no solo eso, sino que también conseguiremos guiar su mirada a través de nuestra imagen. En este sentido, saber jugar con los diferentes tipos de líneas nos permite, entre otras cosas, crear un orden de lectura, dar sensación de movimiento o de profundidad.

Líneas horizontales

Las líneas horizontales se utilizan para transmitir una sensación de estabilidad y equilibrio. Estas líneas pueden encontrarse en diferentes tipos de paisaje, ya sea en naturaleza o en la ciudad, siendo el horizonte la más común. 

En esta entrada te cuento dónde colocar el horizonte para que tus fotos funcionen mejor La regla de los tercios en fotografía de viaje.

Este tipo de líneas capturan la atención del espectador de manera serena, creando una sensación de calma y armonía, que en algunos casos puede llegar aburrir.

líneas horizontales en fotografía
Línea horizontal para transmitir calma y serenidad

Líneas verticales en fotografía

Contrastando con las líneas horizontales, las líneas verticales transmiten una sensación de elevación y fortaleza. También es habitual encontrarlas en paisajes urbanos y bosques, en este sentido, los edificios y los árboles son ejemplos perfectos. Estas líneas añaden un toque de verticalidad a la imagen, creando una sensación de grandeza y estabilidad.

líneas verticales en fotografía
Líneas verticales que crean sensación de altura y estabilidad

Líneas diagonales

Por su parte, las líneas diagonales sirven para añadir dinamismo y energía a la composición. También pueden sugerir movimiento o guiar la mirada del espectador a través de la imagen. Por lo que son ideales para capturar la atención del espectador y crear un sentido de dirección en la narrativa visual de nuestra fotografía.

líneas diagonales
Líneas diagonales

Líneas curvas en fotografía

Estas líneas suelen sugerir movimiento y fluidez, y también se utilizan para añadir dinamismo y suavidad a la composición. Además, se pueden utilizar para guiar la mirada del espectador de manera más sutil que las líneas rectas diagonales. Pueden encontrarse en elementos naturales como ríos, carreteras sinuosas o incluso en la forma de algunos objetos.

líneas curvas
Las líneas curvas te invitan a seguirlas

Líneas convergentes en fotografía

Las líneas convergentes son un caso particular de las líneas diagonales, y son un recurso poderoso para crear la ilusión de profundidad y perspectiva. Al dirigirse hacia un punto de fuga común, estas líneas guían la mirada del espectador hacia el centro de interés, creando una sensación de inmersión en la imagen. Además, si conseguimos que estas líneas salgan de las esquinas, la composición será mucho más potente. Como puedes imaginar, los entornos urbanos están repletos de este tipo de líneas, calles o vías de tren son un buen ejemplo.

vías de tren convergentes
Líneas convergentes que te llevan al tranvía

Líneas implícitas en fotografía

Además de todos los tipos de líneas anteriores, también existen las líneas implícitas. Como su nombre indica, este tipo de líneas no son visibles directamente, pero sin embargo están ahí y son muy importantes. Si te estás preguntando de dónde salen estas líneas, la respuesta es sencilla, las crea tu mente. Las líneas implícitas son fruto de nuestra percepción visual y existen, principalmente, de dos tipos.

Líneas de movimiento

Nuestro cerebro tiende a anticipar el movimiento de los objetos de nuestra fotografía. De modo que cuando en nuestra fotografía aparece una persona andando, un coche o cualquier otro objeto capaz de moverse, nuestro cerebro creará una línea en la dirección del movimiento del objeto. Destacar que esta línea añade «peso visual» a la imagen y, por tanto, permite equilibrarla.

línea implícita de movimiento en fotografía
Línea implícita de movimiento

Línea de la mirada

De modo similar al anterior, esta línea la crea nuestro cerebro al seguir la mirada del sujeto de nuestra foto. Si quieres aprender más sobre este tipo de líneas, te dejo la siguiente entrada en la que te lo explico en detalle La ley de la mirada en fotografía.

direccionalidad ley de la mirada
Línea implícita de la mirada

Concluyendo

Como habrás podido comprobar, comprender el lenguaje visual de las líneas en fotografía es muy importante para conseguir imágenes visualmente atractivas. Desde transmitir sensaciones con las líneas horizontales o verticales hasta guiar la mirada del espectador gracias al uso de líneas diagonales, curvas o implícitas. Utiliza y combina las líneas para crear un orden de lectura en tus imágenes y conseguirás que el espectador pasee la mirada a tu gusto por toda la escena.

Si quieres aprender más sobre reglas de composición fotográfica te dejo este enlace La composición fotográfica y sus secretos.